Detenciones de inmigrantes: la ilegalidad que no cesa

(Concentración en solidaridad con Edu León. Foto de  la SER)

“Las fuerzas de seguridad del Estado están actuando al margen de la ley”. Así se manifestó la catedrática de Derecho Penal de la UCM Margarita Martínez Escamilla. Ella, junto a un numeroso grupo de juristas trabaja desde hace años en denunciar los abusos, tanto “legales” como ilegales, que está cometiendo el Estado en su “lucha contra la inmigración”, vulnerando “los derechos fundamentales de cualquier ser humano”.

El grupo de juristas “Inmigración y Sistema Penal” lleva tiempo analizando diversas medidas policiales, como los controles masivos de identidad que conducen hasta la comisaría cada día a cientos de inmigrantes en situación irregular. Esto es, a juicio de este grupo de juristas, un ejemplo más de esta persecución de los inmigrantes que se hace en nuestro país. Una práctica que, según afirman, es ilegal. Así lo denuncian en un informe que presentaron en la Facultad de Derecho, y que ha tenido como primera consecuencia la presentación de una queja ante el Ministerio del Interior, que ha sido firmada por 141 asociaciones sociales y de defensa de los inmigrantes.

Como explica José Miguel Sánchez Tomás, profesor de Derecho Penal de la Universidad Rey Juan Carlos, el derecho a la libertad sólo puede ser restringido en caso de previsión legal expresa, ya que es un derecho fundamental inherente a la dignidad de la persona del que gozan en igualdad de condiciones nacionales y extranjeros. Por ello, los requerimientos policiales para la conducción a dependencias policiales deben ser considerados una modalidad de privación de libertad.

Se descarta la pretensión de que la conducción a comisaría de un ciudadano extranjero documentado pueda realizarse bajo la figura de “detención preventiva”, ya que ésta “sólo cabe ante supuestos de comisión de ilícitos penales, lo que, evidentemente, no es el caso de la eventual estancia irregular en España, que es un mero ilícito administrativo”, afirma el profesor Sánchez Tomás.

El informe también descarta la posibilidad de la detención cautelar, que sólo puede adoptarse desde el momento que se tramite un procedimiento sancionador, y en él se proponga la expulsión, lo que tampoco ocurre en estos supuestos.

La conclusión del estudio es que si el extranjero, aún estando en situación irregular en territorio nacional, está perfectamente identificado (basta con un pasaporte en regla) no cabría adoptar en ese momento ninguna medida restrictiva de su libertad.

……………………………………………………..

Y cuándo presencias una, ¿puedes hacer algo?, ¿conoces tus derechos y deberes ante este tipo de actuaciones policiales?

Desde Canalsolidario te ofrecemos una serie de recomendaciones por si te encuentras ante una situación de este tipo y quieres actuar:

>> Lo primero es informarte sobre la potestad que tienen los agentes de policía. Más abajo encontrarás un listado de los derechos y los deberes que te amparan y a los que te tienes que acoger.

>> Ante todo hay que mantener la calma y la educación. Encararse a un agente de policía de malas maneras no te traerá más que problemas y es posible que acabes teniendo que declarar en el cuartelillo. Ahórratelos y simplemente acércate con buena actitud para preguntar qué está pasando y recordar que las redadas masivas no están permitidas y muchísimo menos los abusos verbales o físicos.

>> Ten un borrador de sms preparado para que en cuanto presencies una actuación policial polémica puedas avisar a todos tus contactos rápidamente para que se acerquen a la zona. Puede ser tan simple como: “Redada en….”

>> Recuerda el número de placa de los agentes con los que trates y la matrícula de su coche patrulla.

>> Consigue testigos u ofrécete como tal, dejando tu número de teléfono por ejemplo.

>> Si eres testigo de una situación de abuso, denuncia. Esta situación se esta repitiendo continuamente y cuantas más personas la denuncien más atenderán las autoridades. Hay varias posibilidades.

>> Si te quejas ante el propio agente que está llevando a cabo la redada y no te hacen caso, el siguiente paso sería poner una denuncia en la comisaría más cercana, aunque nos han comentado que en ocasiones los agentes traten de disuadir a la persona que va a poner la denuncia. Si te encuentras en ese caso, tú eliges, pero si decides seguir adelante recuerda que es tu derecho y que es seguir con el procedimiento que debería ser el habitual. Recuerda que en ocasiones han sido los mismos sindicatos de policía los que denuncian los abusos.

>> Interponer una queja en el propio Ministerio del Interior a través de su oficina de quejas o denunciar los hechos ante el juzgado, serían los siguientes pasos a los que puedes acudir si eres testigo de una situación de abuso policial de este tipo.

>> Otros procedimientos sería usar las redes sociales para contar y denunciar lo que has vivido y/o poner una queja ante el Defensor del Pueblo para que las instituciones conozcan qué está pasando.

>> Puedes montar con tus amigos y vecinos “patrullas antiredadas” con la idea de evitarlas. La idea sería mostrar a tus vecinos inmigrantes que pueden disfrutar del barrio porque es de todas y porque la “patrulla” vela por sus derechos.

>> Contacta con colectivos y ONG que en tu barrio trabajen temas relacionados con los derechos de las personas inmigrantes y busca formas de colaborar con ellas.

>> Organiza talleres sobre derechos humanos con la información que hayas obtenido y compartido entre tus amigos y vecinos.

>> Utiliza estas ideas y compártelas pegándolas en carteles por todo tu barrio para que tus vecinos y vecinas sepan cómo ayudar.

Te recordamos algunos de tus derechos por si te ves en mitad de una situación complicada como una detención:

>> Solamente debes declarar ante un juez o una jueza, aunque la experiencia demuestra que acogerse al derecho a no contestar las preguntas de los agentes no beneficia.

>> Siempre puedes pedir la asistencia de un abogado o una abogada de oficio para defenderte o asesorarte.

>> Acudir a un centro médico en caso de lesión para que te hagan un reconocimiento y un parte de la asistencia. Toma fotografías de las lesiones.

>> Te tienen que mostrar (y tú tienes derecho a leer) una orden judicial si los agentes quieren entrar en tu domicilio. En caso de registro en tu domicilio, si compartes piso, solamente pueden registrar tus habitaciones, no las de tus compañeros.

>> Sólo en caso de sospecha por parte de la policía de que lleves un arma, tienen derecho a palparte la ropa externamente y hacia abajo.

>> Tienes derecho a recibir un trato cortes y respetuoso de los agentes de policía.

>> Tienes derecho a conocer la razón de la detención y a que te lean tus derechos en caso que los agentes no te dejen irte.

>> No pueden detenerte más de 72 horas (salvo en casos de actos terroristas).

Te recordamos que también tienes obligaciones antes los agentes de policía que debes respetar:

>> Tienes que dar tu nombre, apellidos y numero de DNI, pasaporte o tarjeta de residencia si te lo solicitan.

>> No insultes ni entres en la discusión con los agentes, tampoco trates de escapar o resistir la detención. Siempre perjudica.

(Estos dos textos han sido publicados en dos ocasiones diferentes por Canalsolidario)

En solidaridad con Edu León fotoperiodista del periódico Diagonal,  que ha tenido una cita ayer en los juzgados, al ser nuevamente denunciado por la Policía mientras fotografiaba a varios agentes pidiendo la documentación a inmigrantes en el barrio madrileño de Lavapiés.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política, Solidaridad. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s